Rodaje de un biopic sin nombre

Rodaje de un biopic sin nombre

Una de las primeras personas en rodar este verano ha sido la realizadora Sadie Duarte y ha elegido la capital aragonesa como escenario. Otra época, lugares mágicos y un legendario artista americano atrapado entre dos mundos, resumen a la perfección el cortometraje ‘Las luces del amanecer’.

«La historia trata sobre una leyenda del cine americano”, explica a Secuenciadas su directora y guionista Sadie Duarte, a la que no le gusta ponerle las cosas sencillas al espectador y quiere dejar volar la imaginación del que mira. «Lo que quiero es que a través de las propias imágenes sepan enseguida quién es. Si le damos todo hecho al espectador realmente pierde el interés«. Estamos seguras de que los amantes del cine clásico, pronto van a identificar quién es este gran actor de los años 50.

Las luces del amanecer, Sadie Duarte, James Dean, Ana Soro, Cotton Filgaira, corto aragonés, cortometraje aragonés, cine aragonés, audiovisual aragonés, aragón film commission, cine años 50, rebelde sin causa, Pablo Gimeno, Daniel Santolaya, academia de cine aragonés, melodrama, cortometraje, cine biopic.

La directora Sadie Duarte súper concentrada en un momento del rodaje de ‘Las luces del amanecer’. Foto de Secuenciadas.

Para los menos cinéfilos bien podría ser una historia universal que le ha podido ocurrir a tu vecino del quinto y te la cuentan a modo audiovisual para que no te aburras. «En este cortometraje vamos a ver la parte más humana de esa leyenda», aclara la directora que ha querido enfocar la acción hacia un aspecto más desconocido del artista, descubriendo las circunstancias que le llevaron hacia un final que no era el esperado. «Aunque hay muchos artículos y entrevistas referentes a este personaje, sí que me pareció interesante ofrecer una imagen distinta. Una parte de la gente creyó una versión, pero es probable que haya otra»; se pone interesante el argumento.

Las luces del amanecer, Sadie Duarte, James Dean, Ana Soro, Cotton Filgaira, corto aragonés, cortometraje aragonés, cine aragonés, audiovisual aragonés, aragón film commission, cine años 50, rebelde sin causa, Pablo Gimeno, Daniel Santolaya, academia de cine aragonés, melodrama, cortometraje, cine biopic.

La pasarela del bicentenario, uno de los escenarios del cortometraje. Cotton Filgaira casi se achicharra con abrigo en pleno agosto. Foto de Secuenciadas.

LAS PISTAS

Tu cara me suena. Cotton Filgaira pone cara, voz y expresión corporal a este personaje que se mueve en la historia a modo de flashback. «Como actor era un reto dificilísimo, pero yo a este personaje le tenía muchísimo cariño porque me he criado con sus películas, mi padre las ponía en casa», rememora el actor. De hecho, todos los nacidos antes de los 90 nos hemos criado con él, Cotton, y con los posteriores coloquios de José Luis Garci ¡qué grande es el cine!. Filgaira, que además es modelo profesional, confiesa que ya había hecho muchos homenajes a su figura en reportajes fotográficos, además de dar el cante con el teatro lírico en la Sala Mozart de Zaragoza y ejercer de maestro de ceremonias en ‘Cabaret’ con Clara Camín.

Cotton Filgaira mira a cámara en un sofá sacado de 50 sombras de Grey. Foto de Juan Moro.

Su vida. Filgaira nos da pistas: «Le tocó vivir una época de los valores americanos después de la Segunda Guerra Mundial y el era un rebelde porque no le gustaba esa cultura americana y falsa. Él se convierte en un icono porque representa el principio del cambio en una generación» y había que hacerle una película, estaba claro, ¿como no se les ha ocurrido en Hollywood?.

Parecidos razonables. «Aquí también era importante tener un perfil determinado, que los actores tuvieran un parecido físico con los personajes originales porque todos existieron de alguna manera», señala Duarte. Así, ampliamos este cartel de actores homenajeando a los arcaicos con Jesús Marco, que abandona momentáneamente la presidencia de la Academia del Cine Aragonés para actuar y cuyo personaje tiene una parte fundamental en la historia; Ana Soro, parecida aceptable que representa la parte romántica de la trama; Pablo Gimeno, que se pasa un poco en altura al personaje real y el debutante Neil Santolaya, el barman que se dedica a poner Martinis a toda esta farándula.

RODAR EN TIEMPOS MODERNOS

Agosto, así a la fresca, ha sido la época actual en la que se ha podido llevar a cabo este rodaje post confitado, con mascarilla inluida y en escenarios maños. «Creo que en Aragón tenemos paisajes que pueden encajar con historias que están ambientadas en una época pasada y que no tiene porque rodarse necesariamente en Estados Unidos», opina Duarte, una consideración que, juramos, no está patrocinada por la Aragón Film Commission, pero que seguro que le mola.

Han rodado en el café Dublín que era el escenario perfecto para recrear un club de jazz muy vintage de los años 50, así se pudo representar el glamour de aquella época tan fascinante. Ana Soro se ha recorrido los Pinares de Venecia , pino arriba, pino abajo, evocando esas arboledas en las que paseaba la gente de dinero que tenía tiempo libre y, para finalizar la filmación, las colinas de Alfajarín se han adaptado pareciendo Hollywood Hills donde, por ejemplo, podrían haber rodado el famoso baile de ‘La La Land’ (2016), joteros del mundo os damos ideas.

Las luces del amanecer, Sadie Duarte, James Dean, Ana Soro, Cotton Filgaira, corto aragonés, cortometraje aragonés, cine aragonés, audiovisual aragonés, aragón film commission, cine años 50, rebelde sin causa, Pablo Gimeno, Daniel Santolaya, academia de cine aragonés, melodrama, cortometraje, cine biopic.

Ana Soro carecterizada de los años 50 después de sus paseos por Pinares de Venecia, ya no se sostiene en pie la pobre y se tiene que agarrar a un arbol. Foto de Juan Moro

La pasarela del bicentenario ubicada el barrio rural de La Cartuja ha sido la última en albergar este rodaje, llegando así a una de las escenas finales del corto donde el protagonista interpretado por Cotton Filgaira tiene un gran dilema «Este personaje está atrapado entre dos mundos y tanto la escena del Castillo de Alfajarín como la de la pasarela simbolizan toda esa parte del ayer que se deja atrás y vas hacia un nuevo camino o destino», detalla la dire. Habrá que esperar a ver el audiovisual aragonés ‘Luces del amanecer’ para entender esta historia, desde un punto de vista subjetivo donde cada observador sacará su propia conclusión del the end.

Las luces del amanecer, Sadie Duarte, James Dean, Ana Soro, Cotton Filgaira, corto aragonés, cortometraje aragonés, cine aragonés, audiovisual aragonés, aragón film commission, cine años 50, rebelde sin causa, Pablo Gimeno, Daniel Santolaya, academia de cine aragonés, melodrama, cortometraje, cine biopic.

Grabación del plano cenital del careto de Cotton Filgaira modo sufrimiento, Merrik Wells opera la cámara en un perfecto inglés. Foto de Secuenciadas.

Las estrellas invitadas detrás de las cámara de cine son Merrick Wells como director de fotografía y operador de cámara, Fernando Médel como jefe de iluminación, Joel Almeida como ayudante de iluminación, Sara Abecia y Jorge Desentre como ayudantes de producción, Iván Callejero como script, Silvia Puyal, la blogger zaragozana, en vestuario, maquillaje y peluquería de Global Makeup con el tandem Kike&Manu, música original de Daniel Angelus, que se encuentra ya compuesta, y al que vemos cada vez en más rodajes, el sonidista muy pro Álvaro Pérez Peirote.

La directora zaragozana Sadie Duarte sentencia: «Hay tener una perspectiva de todo para hacerte tu propia idea porque a veces solos nos quedamos con lo que nos han contado y hay que ver más allá» y es que su cine, el que define como cine americano, nos cuenta historias con las que da un mensaje. Su primer audiovisual fue ‘DMUS’ (2015), un mediometraje musical rodado en un idioma que le gusta mucho a ella, el inglés, luego le siguieron los cortos ‘Quizás un días’ (2017), ‘Blow Away’ (2017) y ‘Cuando la música deja de sonar’ (2018) con los que ha ganado numerosos premios internacionales. ‘Luces del amanecer’ es la quinta obra de esta emprendedora que financia este proyecto tan arriesgado. Esperamos verlo pronto en la pantalla grande, Sadie.

Las luces del amanecer, Sadie Duarte, James Dean, Ana Soro, Cotton Filgaira, corto aragonés, cortometraje aragonés, cine aragonés, audiovisual aragonés, aragón film commission, cine años 50, rebelde sin causa, Pablo Gimeno, Daniel Santolaya, academia de cine aragonés, melodrama, cortometraje, cine biopic.

Foto final de rodaje ¡Pues ya estaría!. Foto de Secuenciadas.

Y yo con estos pelos

Y yo con estos pelos

En unos tiempos en los que la raíz del tinte nos va a llegar hasta las orejas, os vamos a hablar de un cortometraje que sucede en una peluquería: ‘Mi turno’ rodado en Pina de Ebro (Zaragoza) y dirigido por Antonio Valdovín y Sara Abecia. La casualidad y las prisas te llevan a la peluquería menos adecuada, ¿esperarías tu turno o saldrías pitando?. Y todo en un ambiente muy de vodevil.

Cortometraje, Mi turno, audiovisual aragonés, Ana Soro, Antonio Valdovín, Sara Abecia, Jorge Andolz, Lesya Bukhanevych, Amparo Baró, Carmen Serret, Patricia Laga, Larinna Loritano, Peluquería, Comedia negra, comedia, Marta Marín, Raúl Rodrigo, Kobycki Films, Marisa Fleta, Roberto Torrado, Leticia Gómez, (@espiralpunk), Ghizlan El Bouhamdi Chamss, (@Lalocadellabiorojo), academia del cine aragonés, secuenciadas, un murmullo cósmico

Ana Soro mira amorosamente a su clienta Lesya Bukhanevych, al fondo Carmen Serret y Amparo Baró. Fotograma de ‘Mi turno’

Valdovín es el impulsor de este proyecto, que se rodó un caluroso día de verano del pasado año. «En principio fue una petición de una plataforma digital de cara a una reunión profesional, pero entre varias bajas de última hora y luego meses de retraso con la postproducción, digamos que no se pudo influir positivamente en dicha reunión», confiesa a Secuenciadas. Le habían planteado tres premisas: una duración de menos de 5 minutos, comedia y algún elemento rompedor. Y le añadimos que el resultado tenía que estar en tres semanas; ¡buff que locura!.

Con estas propuestas buscó a los guionistas adecuados que le ayudaran en el desarrollo de esta comedia express, Marta Marín y Raúl Rodrigo, con los que coescribió el guion. Después de valorar varias localizaciones, decidieron situar la historia en una peluquería. Mucho más cotidiano todo y es que en una pelu puedes oír cualquier cosa y encontrar gente de todo tipo. La peluquera que habla y no calla, la clienta que quiere que se calle porque tiene prisa, la que habla desde la otra punta comentando fíjate tú lo que le ha pasado a la Puri, la clienta que cuenta su vida a los demás.

Pero aquí los personajes son otros, todo mujeres y un hombre que no tiene problema en comentar con ellas las jugadas del momento, hablamos del actor Jorge Andolz, un peluquero/barrendero muy cool que se mete a las clientas en el bolsillo. Ana Soro, la peinadora oficial, que a pesar de no haber viajado más allá de Parla se las sabe todas y la que podríamos decir su némesis, Lesya Bukhanevych, no intenteis pronunciarlo, una chica muy mona que llega sobresaltada a la peluquería porque su novio la quiere llevar a Cancún y la ha pillado con esos pelos. Amparo Baró y Carmen Serret son las comentadoras oficiales de la faena y Larinna Loritano la que se libra de todo.

Cortometraje, Mi turno, audiovisual aragonés, Ana Soro, Antonio Valdovín, Sara Abecia, Jorge Andolz, Lesya Bukhanevych, Amparo Baró, Carmen Serret, Patricia Laga, Larinna Loritano, Peluquería, Comedia negra, comedia, Marta Marín, Raúl Rodrigo, Kobycki Films, Marisa Fleta, Roberto Torrado, Leticia Gómez, (@espiralpunk), Ghizlan El Bouhamdi Chamss, (@Lalocadellabiorojo), academia del cine aragonés, secuenciadas, un murmullo cósmico

Jorge Andolz increpando a las clientas cotillas, Amparo Baró y Carmen Serret. Fotograma de ‘Mi turno’.

FLASHBACK

Antonio Valdovín conoció a Sara Abecia hace muchos años, cuando ella le hizo una entrevista para el programa ‘Bobinas’ de Aragón TV sobre su primer cortometraje ‘Decisiones’ (2004) con las grandes Ana Esteban y Geraldine Hill. «Aún guardo el VHS de esa entrevista», asegura Valdovín. Para los que hayáis nacido después del 2000 os aclaramos que un VHS era una cinta donde grabábamos de la tele nuestras pelis y programas favoritos. Una joya la que tiene guardada Antonio. A partir de ese contacto se hicieron amigos y comenzaron a trabajar juntos en varios proyectos hasta llegar al nombrado aquí.

Escribir el guion de un corto, preproducirlo, rodarlo y montarlo en tres semanas es más complicado que tener todos los calcetines emparejados, así que Antonio volvió a contar con Sara para ‘Mi turno’, pero esta vez dirigiendo los dos, ya que anteriormente Sara Abecia había ejercido de ayudante de dirección. «Antonio confía mucho en mi criterio, me dijo de hacer este corto y que quería grabarlo en un día. Con fe ciega me lancé a este proyecto porque todo lo que hace Antonio me gusta», subraya Abecia, quien no se lo pensó y con este audiovisual se estrena en la dirección. «Sara es como una madre para mí, audiovisualmente hablando», explica Valdovín, comentando que la considera así «por lo mucho que me aguanta; a veces cambio el guion durante el rodaje o me salto el guion técnico porque en ese momento se me ocurre hacer otra cosa y la gente piensa Dios mío este hombre…»

Cortometraje, Mi turno, audiovisual aragonés, Ana Soro, Antonio Valdovín, Sara Abecia, Jorge Andolz, Lesya Bukhanevych, Amparo Baró, Carmen Serret, Patricia Laga, Larinna Loritano, Peluquería, Comedia negra, comedia, Marta Marín, Raúl Rodrigo, Kobycki Films, Marisa Fleta, Roberto Torrado, Leticia Gómez, (@espiralpunk), Ghizlan El Bouhamdi Chamss, (@Lalocadellabiorojo), academia del cine aragonés, secuenciadas, un murmullo cósmico

Antonio Valdovín y Sara Abecia en un momento del rodaje del corto. Larinna Loritano espera al fondo su turno. Foto de Jessica Sánchez.

RODAJE

La directora lo recuerda como un rodaje intenso y ¡no nos extraña con lo que cuenta!. «Estuvimos más de 12 horas desde que salimos de Zaragoza. Una única localización tiene su parte positiva porque no te mueves de allí, pero por otro lado hay que tener mucho cuidado con las luces y demás para que haya continuidad» y de eso se encargó el director de fotografía Jesús Carabias, ya que un rodaje de mañana, tarde y noche se convierte en una simple tarde de verano y eso es el cine señores. «Rodajes de verano, calor absoluto, pero se aguanta porque estás trabajando y estás a gusto», remata Abecia.

También rememora uno de los últimos planos que rodaron, un travelling circular que les hizo sudar la gota gorda. «Hicimos un montón de tomas y teníamos que estar poca gente, de hecho yo me tuve que salir a la calle porque si no se me veía. Se quedó sonido, Antonio, el cámara y efectos especiales». En este corto también tienen un papel importante maquillaje y peluquería, con dos súper profesionales: Leticia Gómez (@espiralpunk) y Ghizlan El Bouhamdi Chamss (@Lalocadellabiorojo).

Cortometraje, Mi turno, audiovisual aragonés, Ana Soro, Antonio Valdovín, Sara Abecia, Jorge Andolz, Lesya Bukhanevych, Amparo Baró, Carmen Serret, Patricia Laga, Larinna Loritano, Peluquería, Comedia negra, comedia, Marta Marín, Raúl Rodrigo, Kobycki Films, Marisa Fleta, Roberto Torrado, Leticia Gómez, (@espiralpunk), Ghizlan El Bouhamdi Chamss, (@Lalocadellabiorojo), academia del cine aragonés, secuenciadas, un murmullo cósmico

La directora Sara Abecia explica a los actores Jorge Andolz, Amparo Baró y Carmen Serret cómo producir un corto en una semana. La figurante se ha quedado en el secador de pelo, Patricia Laga. Foto Jessica Sánchez.

Y más profesionales que estuvieron en el rodaje de este audiovisual aragonés: el de sonido Christian Joven, los operadores de cámara Roberto Torrado, con el que Antonio Valdovín lleva trabajando desde su segundo cortometraje, y Marisa Fleta, y la coach de la actriz Lesya Bukhanevych, Miriam Martín, ya que Bukhanevych vive su primera incursión en el mundo audiovisual con este cortometraje, ella es modelo y representante de artistas, pero hemos de decir que esta ucraniana borda su papel de ilusionada novia.

LAS MIL CARAS DE ANA SORO

La actriz zaragozana Ana Soro ha trabajado en numerosos cortos y Antonio Valdovín no duda en contarnos por qué ha contado con ella por segunda vez y en esta ocasión de prota. «Es una de las personas con más capacidad de sacrificio y entrega que conozco a nivel interpretativo. Ana Soro se machaca los personajes, te llama y te pregunta mil veces», resalta. Y es que tampoco es fácil coger una tijeras por primera vez, pero Ana Soro tuvo la suerte de estar asesorada por Patricia Laga, la dueña real de esta peluquería de Pina de Ebro, que le dio una clase magistral de peluquería y le grabó videos sobre cómo colocar las manos para que nadie corriera peligro físico durante el rodaje.

«Yo no soy una persona que me guste hacer muchas tomas, pero si fuera por Ana harías 100 de cada plano, aunque la primera fuera buena», afirma el dire. Madre mía, menos mal que estamos ya en la era digital porque ¡¿cuanto rollo de 35mm hubiera querido esta chica?!. Valdovín solo tiene buenas palabras para Ana Soro. «Además de por su calidad humana y el buen feeling que transmite en el rodaje, es una persona que también está atenta si hay algún problema». Pues ya somos fans.

Cortometraje, Mi turno, audiovisual aragonés, Ana Soro, Antonio Valdovín, Sara Abecia, Jorge Andolz, Lesya Bukhanevych, Amparo Baró, Carmen Serret, Patricia Laga, Larinna Loritano, Peluquería, Comedia negra, comedia, Marta Marín, Raúl Rodrigo, Kobycki Films, Marisa Fleta, Roberto Torrado, Leticia Gómez, (@espiralpunk), Ghizlan El Bouhamdi Chamss, (@Lalocadellabiorojo), academia del cine aragonés, secuenciadas, un murmullo cósmico

Ana Soro concentrada en no querer pasar de la toma tres. Foto Jessica Sánchez.

ESTRENO Y FESTIVALES

El cortometraje ‘Mi turno’ tenía previsto su estreno en marzo de 2020, pero obviamente no ha podido ser, así que esperan poder estrenarlo y mostrarlo al mundo en cuanto sea posible. De momento ya ha comenzado su distribución por festivales, aunque Antonio Valdovín tiene su propia opinión al respecto. «Yo cada vez soy más anti festivales, porque últimamente hay más festivales que ciudades. Hay tantos que mi anterior trabajo (el cortometraje ‘Emmenez-moi’ de 2018) quería mandarlo a un festival de Los Ángeles y lo mandé a tres festivales buscando el que yo quería, porque por el nombre eran casi iguales».

Antonio Valdovín tiene una visión muy crítica. «Yo soy un adicto a los festivales, intento ir a todos los que puedo, pero casi seguro que me verás siempre en las proyecciones no en las galas, porque a mí lo que me gusta de verdad es ver los cortos. He ido a proyecciones en los que estábamos cuatro y los realizadores y luego en la gala final había un cine a rebosar y mucho glamour«. Por todo ello su intención es hacer una breve distribución personal de no más de 50 festivales en los que ‘Mi turno’ encaje con las bases, como hizo con su anterior trabajo , ‘Emmenez-moi’ que fue seleccionado en 20 festivales.

Cortometraje, Mi turno, audiovisual aragonés, Ana Soro, Antonio Valdovín, Sara Abecia, Jorge Andolz, Lesya Bukhanevych, Amparo Baró, Carmen Serret, Patricia Laga, Larinna Loritano, Peluquería, Comedia negra, comedia, Marta Marín, Raúl Rodrigo, Kobycki Films, Marisa Fleta, Roberto Torrado, Leticia Gómez, (@espiralpunk), Ghizlan El Bouhamdi Chamss, (@Lalocadellabiorojo), academia del cine aragonés, secuenciadas, un murmullo cósmico

Christian Joven, Roberto Torrado, Jorge Andolz, Antonio Valdovín, Carmen Serret y Jesús Carabias visualizan el plano en la minúscula cámara Blackmagic Pocket, su abuela más abajo.

PRÓXIMOS PROYECTO DE SARA Y ANTONIO

Antonio Valdovín tenía previsto grabar por estas fechas su octavo trabajo ‘Perfect Day’, una breve pieza musical con Sara Abecia , Sara San Román y Sara Lapiedra, un trío de Saras en los que la propia Abecia va a dar el do de pecho en su faceta de actriz. «Estoy ya en el último curso de la escuela municipal de teatro de Zaragoza. Ya había hecho cosas pero creo que es una profesión en la que hay que formarse bastante a pesar de todo lo que parezca». Sara Abecia y sus compañeros de escuela actualmente están ensayando por videollamadas una obra de teatro en la que cantan, bailan y actúan, un montaje muy potente que tienen previsto estrenar en junio en el Teatro Principal y que sirve de broche final al curso. «Lo que no sabemos si el fruto de esas clases telemáticas luego va a tener una exposición final en un teatro», advierte. Les deseamos que así sea.

Pero no deja de lado la parte técnica, ya que también está en el departamento de producción del cortometraje ‘Las luces del amanecer’ de Sadie Duarte que se iba a rodar en marzo y ha tenido que suspenderse. Y lo más súper boom para el audiovisual aragonés, Antonio Valdovín deja de lado los cortometrajes y nos avanza que lleva un año y medio con la preproducción de ‘Un murmullo cósmico’, una miniserie de seis capítulos que estaría protagonizada por la actriz zaragozana Ibone Becana, una historia sobre problemas universales que recaen en el personaje de una pintora que quiere vivir de su arte.

Y por aquí os enlazamos uno de los últimos trabajos de Antonio Valdovín, una pieza musical donde se juntan Raquel García haciendo pole dance y Jonay Armas interpretando al piano, en una evocadora cámara lenta.

Cortometraje, Mi turno, audiovisual aragonés, Ana Soro, Antonio Valdovín, Sara Abecia, Jorge Andolz, Lesya Bukhanevych, Amparo Baró, Carmen Serret, Patricia Laga, Larinna Loritano, Peluquería, Comedia negra, comedia, Marta Marín, Raúl Rodrigo, Kobycki Films, Marisa Fleta, Roberto Torrado, Leticia Gómez, (@espiralpunk), Ghizlan El Bouhamdi Chamss, (@Lalocadellabiorojo), academia del cine aragonés, secuenciadas, un murmullo cósmico

Foto final del intenso rodaje de ‘Mi turno’.